Psicología

Glosario Sexual


Glosario Sexual

La orientación sexual no es una elección, tampoco es algo que se pueda cambiar, sin embargo, para poder entender la amplia gama que en la actualidad abarca la sexualidad de nuestra maravillosa y compleja especie , es necesario conocer, mostrar respeto y tolerancia ante las diferencias en cuestión de diversidad sexual de los demás.

Uno de los puntos donde se pierde la mayoría es para saber diferenciar entre orientación sexual y preferencia sexual/erótica. Una preferencia erótica implica que una ser humano pueda estar consciente que hay atributos que le atraigan más de otras personas o contemple ciertos requisitos para sentir atracción por ellas, pero no significa que su orientación sexual se modifique por esta preferencia sexual o erótica. Las orientaciones sexuales son: heterosexuales, homosexuales, bisexuales o asexuales.

Género binario. No es una identidad de género, pero es un término que hay que definir para poder entender a los demás. Bajo el sistema binario tradicional, la sexualidad parte de la diferenciación en dos géneros: masculino y femenino, lo cual implica que hay una opción sexual determinada.

Sexo. Es una etiqueta usualmente dada primero por un médico basado en los genes, hormonas y partes del cuerpo (como los genitales) con las que naces. Se incluye en tu certificado de nacimiento y describe tu cuerpo como femenino o masculino. También se llama sexo biológico o sexo asignado al nacer.

Género. Es como la sociedad razona que tenemos que vernos, pensar y actuar. Cada cultura tiene sus creencias y reglas informales sobre cómo las personas deben actuar basado en su género.

Identidad de género. Es cómo te sientes en tu interior, es una percepción subjetiva que un individuo tiene sobre sí mismo en cuanto a su propio género, que puede o no coincidir con el sexo asignado al nacer. Es un sentimiento que comienza en los primeros años de vida.

Expresión de género. Es la forma en que uno manifiesta nuestro género mediante su comportamiento, su apariencia, la vestimenta, la forma de hablar, etc. No siempre está vinculada con su sexo biológico, su identidad de género o su orientación sexual.

Orientaciones sexuales

Heterosexualidad. Atracción sexual hacia personas del género contrario, exclusivamente. Se trata posiblemente de la clase de orientación sexual más común, que conforma el modelo de familia tradicional.

Homosexualidad. Atracción sexual dirigida exclusivamente hacia personas del mismo género. Popularmente se conoce a los hombres homosexuales como gays, mientras que las mujeres son lesbianas.

Bisexualidad. Atracción sexual hacia personas del mismo género y del género contrario, aunque no necesariamente con la misma frecuencia o intensidad en uno u otro caso.

Asexualidad. La asexualidad sirve para poner nombre a la falta de atracción sexual. Muchas veces se considera que no forma parte de la diversidad de orientaciones sexuales, al ser su negación, pero en realidad es una orientación  sexual en si misma.

Identidad de género

Agénero. La persona agénero es aquella que no se identifica con ningún tipo de género ni se asimila en los espectros de los géneros binarios (masculino y femenino). Su identidad es destacada como nula y está fuera de la cisnormatividad.

Bigénero. Se refiere a las personas que se puede definir o encontrar dentro de los dos géneros binarios (femenino y masculino), aunque también puede encontrarse entre género neutro.

Cisgénero. Son las personas en las que la identidad de género y el género asignado al nacer coinciden, es decir, un hombre que tenga genitales considerados masculinos de nacimiento, y una mujer que tenga genitales considerados femeninos de nacimiento. Por tanto, la mayoría de las personas actualmente son cisgénero.

Género fluido. Son aquellas personas que no se identifican solo con una identidad de género, sino que circulan entre varias. Su identidad puede variar según el momento que viven, como se sienten, o la persona con la que se encuentran.

Intergénero. Se refiere a las personas cuya identidad se sitúa en un punto medio entre dos géneros, usualmente los binarios. Esta identidad pertenece únicamente a personas intersexuales, no debe utilizarse por parte del resto.

Intersexual. La intersexualidad no es una identidad de género, sino una configuración corporal. Se refiere a una persona que nace con una anatomía sexual o reproductiva que no encaja en las típicas definiciones de «hombre» o «mujer». Puede tener ambas combinaciones, aunque no de forma externa. Son personas que nacieron identificadas con el cuerpo de un sexo, pero que sus niveles hormonales del sexo opuesto son considerablemente oscilantes o superiores a los usuales.

No binario. Es el espectro de identidades y expresiones de género basadas en el rechazo a la asunción binaria de género como una opción excluyente de manera estricta entre hombre o mujer, con base en el sexo asignado al nacer. Incluye los agénero, bigénero, género fluido, pangénero, trigénero.

Pangénero. Son aquellas personas que se pueden sentir de cualquier género, o todos a la vez, más allá de la dictonomía binaria de hombre o mujer.

Transgénero. Son las personas cuyo género no coincide con el que te fue socialmente asignado al nacer. Tienen sentimientos de pertenecer al sexo opuesto, siguiendo la definición binaria de género hombre o mujer.

Transexual. Son las personas cuyo género no coincide con el que te fue asignado al nacer, según la definición binaria de género hombre o mujer, y adquieren las características físicas de las personas del sexo contrario mediante tratamiento hormonal o quirúrgico.

Trigénero. Se refiere a las personas que pueden sentirse parte del genero femenino y masculino, pero también perciben un tercer género, que puede ser el nulo o una combinación entre cualquiera de los tres.

Persona de sexo no ajustado o non-conforming. En este caso se refiere a las personas que no se quiere identificar con las etiquetas de género binarias. También se conocen como Genderqueer.

Preferencias sexuales o eróticas

Androginosexualidad. Atracción sexual hacia los hombres y/o rasgos masculinos. Esta preferencia sexual engloba a los hombres homosexuales y a las mujeres heterosexuales.

Antrosexualidad. Este concepto sirve para que puedan identificarse las personas que experimentan su sexualidad sin saber en qué categoría identificarse y/o sin sentir la necesidad de clasificarse en ninguna de ellas.

Autosexualidad. Atracción sexual hacia uno mismo, sin que esto tenga que ser sinónimo de narcisismo. Puede entenderse como una forma de alimentar afecto o amor propio.

Bicurioso o Biflexible. Son quienes no se declaran homosexuales ni bisexuales, pero que, aunque se declaren generalmente como heterosexuales, sienten curiosidad por experimentar sexualmente con su mismo sexo. También pueden denominarse como Homocurioso o Homoflexible.

Demisexualidad. Atracción sexual que aparece solo en algunos casos en los que previamente se ha establecido un fuerte vínculo emocional o íntimo, estable o de cierta duración.

Ginosexualidad. Atracción sexual hacia las mujeres y/o rasgos femeninos. Esta preferencia sexual engloba a los hombres heterosexuales y a las mujeres homosexuales.

Grisexual. Las personas grisexuales están dentro del espectro de la asexualidad, pero se diferencian en que, en determinadas circunstancias, sí pueden experimentar atracción sexual bajo circunstancias limitadas.

Lithsexualidad. Estas personas sienten atracción sexual hacia otras personas, en mayor o menor intensidad, pero no sienten la necesidad de ser correspondidas.

Monosexualidad. Son la mayoría de personas, que se sienten atraídos hacia un solo género. El concepto abarca a los homosexuales y heterosexuales.

Omnisexual. Atracción sexual hacia todos los géneros y sexos, sin distinción de sexo, ni de identidad de género.

Pansexualidad. Atracción sexual hacia algunas personas, independientemente de su sexo biológico o identidad de género. La diferencia entre la pansexualidad y la bisexualidad es que en el segundo caso la atracción sexual se sigue experimentando a través de las categorías binarias de género, mientras que en la pansexualidad no ocurre esto.

Poliamoroso. Aunque no es una orientación sexual ni una preferencia erótica en sí, he querido añadir este concepto al diccionario. Se refiere a la persona que mantiene más de una relación íntima al mismo tiempo, con el pleno consentimiento y conocimiento de todos los amores involucrados.

Polisexualidad. Atracción sexual hacia varios grupos de personas con identidades de género concretas. Según el criterio utilizado para clasificar, puede entenderse que la polisexualidad se solapa con otras preferencias sexuales como por ejemplo la pansexualidad o la omniosexualidad.

Pornosexual. Hace referencia a personas que generalmente encuentran satisfacción sexual viendo pornografía por encima de las relaciones sexuales reales.

Sapiosexual. Atracción sexual por la inteligencia de las otras personas, lo que les estimula es la mente de las personas, les interesa más una buena conversación más que un buen cuerpo.

Skoliosexual. Atracción sexual hacia personas que no se identifican de forma binaria, es decir, personas cuya identidad de género no se identifica con hombre ni con mujer.

Transeróticos. Son personas de cualquier sexo que se sienten atraídas eróticamente hacia transexuales y transgénero.

Tambien hay personas que se siente románticamente atraída (es decir, de manera no sexual) hacia personas del sexo contrario (Heteroromántico), del mismo sexo (Homorromántico), ambos sexos (Birromántico), personas sin estar limitada por su sexo o género (Panromántico). Por el contrario, tenemos a Arromántico, que es aquella persona que no experimenta atracción romántica hacia ninguna otra, pero sí atracción sexual.

Germán Renko @ArkRenko
Psicólogo y escritor.

Fuentes:

Diccionario de Género

Revista Muy interesante

Recomendado:

Acerca de Germán Renko

Psicólogo y escritor. Autor de: «Con las Alas en Llamas» y de la frase: “Si no era Amor, era vicio. Porque jamás una boca me hizo regresar tantas veces por un beso”.

Comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: El amor está en crisis. | El Rincón de mi Conciencia - 8, enero, 2023

  2. Pingback: Ghosting , de la huida a la indiferencia. | El Rincón de mi Conciencia - 18, enero, 2023

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Follow El Rincón de mi Conciencia on WordPress.com

Podcast

Último episodio

Libro

Comprar

 

Sígueme en Twitter

Comentarios recientes

Laura en ¿De qué signo eres?
Enrique en Cero contacto
Melissa Porquillo Co… en Cero contacto
Diana en Cero contacto
El amor está en cris… en Invitación de cumpleaños

Twitter

A %d blogueros les gusta esto: